Fina o gruesa, ¿cuál arena te conviene?

En cualquier obra, uno de los elementos centrales es la mezcla. Los que saben de eso, saben que la mejor se hace con cemento Ultracem. Pero no solo de cemento vive la mezcla, también debe llevar otros elementos, entre ellos la arena. 

¿Sabías que hay más de un tipo de arena? 

Ten en cuenta para qué vas a usar la mezcla y nosotros de vamos a explicar cuál es el tipo de arena que te conviene usar.

¿Estás listo? 

Arena fina

Esta es aquella cuyos granos pasan por las mallas más finas de colación. Es decir, esa que más fácil se lleva el viento.  

Esta arena al mezclarse con el cemento da una consistencia firme y con una buena viscosidad. Por eso, es la mejor opción para mezclas para repellos, ya que se pega muy bien a superficier verticales. 

Además, sirve para pegar ladrillos u otras piezas. Eso sí, hay que tener cuidado si vamos a usar arena fina para una mezcla para pegar ladrillos, ya que puede hundirse y arruinarnos el nivel. 

Arena gruesa

Esta arena es aquella cuyos granos son entre 4 y 5 milímetros (los ingenieros sabrán que más de eso ya es grava). Esta arena le da a nuestra mezcla una gran resistencia y dureza.

Esta es la arena que queremos usar cuando la mezcla es para usar para en elementos estructurales, como columnas, pisos y todas aquellas estructuras que llevan la mayor parte de la presión de la edificación.

Arena de miga

El punto medio entre las otras dos, esta es una arena compacta que da suficiente viscosidad para utilizar en pegados, pero es suficientemente grande para darle más fuerza a la mezcla.  

Por eso, es una buena opción para mezclas para pegar ladrillos y blocks para paredes grandes, ya que no se hunde tan fácilmente y mantiene mejor el nivel. Además, es excelente para rellenos. Sin duda es la más versátil de las tres.

Arena según su origen

La arena no contiene solamente un material, generalmente tiene varios materiales distintos. Esos materiales y su cantidad dependen mucho del origen. 

En construcción se usan diferentes arenas, según su origen, muchas veces dependen más de la accesibilidad. Hay arenas de canteras, hechas mediante la pulverización de diferentes rocas. También está la arena volcánica, que es de color negro y con contenidos más altos de minerales como azufre. También está la arena de río/lago y las de playa, dos de las más comunes.  

Si le preguntamos a un albañil cuál prefiere, seguramente nos dirá que la arena de río. Si le preguntamos a un ingeniero por qué, nos dirá que la arena de río tiene un mayor contenido de sílice, un material que hace que la mezcla con el cemento sea mucho mejor.  

Al final, la decisión de cuál arena utilizar se reduce a solo una cosa: para qué vas a usar la mezcla. Por supuesto, lo más importante es que siempre que vayas a preparar la mezcla, el cemento siempre sea Ultracem.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on pinterest
Pinterest